ecolatino

  • Aumentar el tamaño de la letra
  • Tamaño de letra predeterminado
  • Reducir el tamaño de la letra
Quiénes somos?   |   Buscar   |   Contactanos   |   Suscríbete
Home Reportaje El Che, más vivo que nunca

El Che, más vivo que nunca

Por: Manuel Girón
Che guevaraHace cuarenta años un oficial boliviano ejecutó a Ernesto Guevara, el revolucionario más buscado en el mundo Occidental. Lo hizo creyendo que pasaría a la Historia por disparar a quemarropa al mítico Che, pero se equivocó porque a partir de ese momento su nombre quedó maldito y empezó a perder la vista. Para la CIA fue una dura e inesperada derrota esta ejecución. Ellos lo querían vivo para humillarlo y mostrarle al mundo cómo se castiga a los rebeldes; a los que levantan la voz y no se arrodillan ante ellos. Pero como en América Latina nunca se sabe lo que va a pasar al día siguiente, el tiro les salió por la culata y el show ya no pudo continuar.
El Che se les escapó como siempre, entre las voces de la selva y el viento de la sierra.

Ahora, las voces de los que no aceptan los cambios ni las ideas argumentan, con la intención de restarle méritos a Ernesto Guevara, que su figura se ha hecho muy comercial, como si entre la forma y el fondo no existiera ninguna diferencia. Pero cuando se aplica el mismo ejemplo a la figura de Jesucristo, que se vende mucho más que la del Che, entonces guardan silencio.
Sin utopías el ser humano es un simple producto de usar y tirar con un futuro de pesadilla. Todo privatizado y con un ciudadano rehén de la especulación y la avaricia de los dueños del capital que destruyen todo lo que se ponga por delante.

El mayor fracaso de las economías de mercado se produce precisamente en las sociedades con mejor economía, porque no son capaces de brindar al ciudadano salud y educación gratuita con sus grandes ganancias. Mientras que Cuba, que posee según los analistas una de las peores economías del mundo, sí es capaz de ofrecer a sus ciudadanos –con las limitaciones del bloqueo impuesto por Estados Unidos– salud y educación gratuita.

El Che, en este momento, está más vivo que nunca porque las semillas de justicia y libertad que dejó regadas por el continente crecen mirando un nuevo amanecer en Venezuela, Cuba, Bolivia, Ecuador, Brasil, Uruguay, Chile y Nicaragua.
Y esa realidad la puede ver ahora hasta el sargento boliviano que intentó destruir una idea, gracias a las manos de un médico cubano que le ha devuelto la vista sin que tuviera que pagar un centavo.
Una nueva derrota para el capitalismo que nada regala y todo lo cobra; un nuevo triunfo de las ideas humanistas de Ernesto Guevara.
El Che, damas y caballeros, está más vivo que nunca, y si alguien no lo ve así, pues una operación gratuita con un médico cubano sería la mejor solución.